Leyenda de carretera La Marquesa

En nuestra sección de paranormal nos comparten la siguiente historia…

Era viernes 19 de diciembre del 2014 como olvidar esa fecha jeje, después de un día duro en la universidad mis amigos y yo decidimos ir a un antro que esta como a una hora de mi casa a tomarnos unas cervezas, le pedí permiso a mis papás de llevarme el auto a la fiesta, mi papá se negó pero al final termine convenciéndolo, llegue a la reunión, todos estábamos felices bailando y bebiendo.

Esa noche bebí demasiado y una amiga me llevo a su casa porque ya estaba muy ebrio y no podía manejar, no me dejo llevarme el carro de regreso a mi casa así que me quede a dormir en su casa. esa noche me levante como a las 2:45 am, ya no estaba tan ebrio, tome las llaves del auto y salí de la casa de mi amiga sin avisarle que me iría, hacía mucho frio y maneje por media hora hasta llegar a la carretera para entrar a mi pueblo, esa carretera tiene una parte casi recta, sin ninguna curva de unos 5km, sin alumbrado público puesto que pasa por en medio de los montes, solo vez arboles a los lados, al ver que ningún auto circulaba por la carretera a esa hora pisé el acelerador para llegar más rápido a mi casa, justo cuando iba a la mitad de la carretera, sin ningún auto y todo obscuro sonó mi teléfono, conteste y era mi amiga, ella me regaño de que me había ido de su casa.

pregunto si estaba bien y le dije que sí que ya casi llegaba a mi casa, entonces por descuido entre en un bache, lo que hizo que el auto rebotara y soltara mi teléfono y callera debajo del asiento del copiloto, llevaba la mirada al frente de la carretera y mi amiga no colgaba el teléfono así que mi agache para alcanzar el teléfono y cuando volví la mirada al frente a unos 5 metros estaba una señora parada que apareció de la nada en medio de la carretera, le vi la cara y mostraba una risa burlona, era una mujer como de 65 años, peinada de dos trenzas, con un mandil o delantal como los que usan las abuelitas de aquí de mi pueblo, tenía una falda y me miraba sonriendo, por reacción di el volantazo hacia afuera de la carretera para no atropellarla, me salí de la carretera y me iba a estrellar de frente contra un árbol, entonces quise volver de nuevo a la carretera pero como iba demasiado rápido ya no pude controlar el auto y se derrapo como unos 8 o 10 metro hasta dar media vuelta, el corazón me latía fuerte porque sentía que el auto se iba a volcar, entonces el carro dio media vuelta y quedo volteando hacia donde había visto a la señora, no podía ver nada en la carretera puesto que había mucho humo de las llantas del carro, así que abrí la puerta y baje del auto en medio de la nada, cuando el humo se dispersó encendí las luces altas del auto y no había nadie en la carretera, solo yo, en ese momento estaba muy asustado por que creí que me iba a volcar, pero me comenzó a latir más rápido el corazón cuando vi que en la carretera no estaba la señora que había visto, se soltó un viento que me puso la piel chinita, me dieron escalofríos y sentí un miedo bien cabrón, sentía que se me doblaban las piernas, corrí al auto y me di media vuelta, comencé a conducir con el acelerador a fondo, baje la mirada hacia el velocímetro del auto y marcaba 125K/h y yo sentía que el auto no avanzaba y no le veía el fin a la carretera, al fin a lo lejos pude observar varias luces, era la entrada a mi pueblo, me emocione y me di cuenta que mi amiga aún no colgaba el teléfono, volví a tomar el teléfono y mi amiga me pregunto que que había pasado, que me escucho muy agitado como si hubiese corrido demasiado, entre lágrimas le conté lo que me paso, ella creía que era una broma hasta que mi tío nos contó que en esa carretera había muerto una señora en un accidente de auto la cual mi tío la describe como yo mismo la pude ver y desaparecer en la obscuridad de la de esa noche.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.